Periscope: vídeo en tiempo real

Periscope, por si alguien no ha oído hablar todavía de esta aplicación, es una herramienta asociada a la cuenta de Twitter que permite publicar vídeos en directo. Está de moda, y no extraña, cuando no hacemos más que proclamar que el vídeo es el “rey” del contenido en redes.
Según indican sus creadores, la idea surgió a raíz de las protestas en Turquía. Uno de los creadores de esta app se encontraba en Estambul en el verano de 2013 y vivió de primera mano lo que sucedía en la plaza Taksim. La perplejidad de comprobar que ningún medio televisivo internacional retransmitía en directo tales hechos, le llevó a gestar Periscope. Al fin y al cabo, la mayoría de los que estaban allí disponían de smartphone, así que ¿por qué no retransmitirlo públicamente?
Podemos afirmar que fue un acierto, tras unos meses de su lanzamiento Twitter adquirió la herramienta y lo integró a su Timeline. Con ello, los tuiteros pueden emitir vídeos directamente sin salir de Twitter. Por descontado, es una herramienta gratuita para iOS y Android, clave indiscutible para que una app corra como el fuego entre los usuarios.
Su uso es sencillo e intuitivo, se puede activar la geolocalización, activar notificación en Twitter y concretar las normas del chat durante la emisión del vídeo.
Una de sus características más relevantes, comentadas y a tener en cuenta, es su temporalidad. El contenido en Periscope es totalmente efímero: todo “expira” a las 24 horas. Dicho de otro modo, o estás ahí para verlo, o ¡te lo pierdes!
El problema más grave con el que se ha encontrado la comunidad de usuarios es la precariedad de control de emisiones de contenido sexual explícito o incorrecto. Pese a estar claramente prohibidas en sus normas de uso, se sigue aprovechando el streaming para emitir imágenes que pueden herir la sensibilidad a much@s. Si este handicap no se supera, en algunos estados (en USA sobre todo) podría obligarse la retirada de esta aplicación.
En números, Periscope se lanzó en Marzo del año pasado, y en apenas un año han sobrepasado los 10 millones de usuarios. No está nada mal…
La cuestión ahora sería analizar qué tipo de usuarios lo utilizan, qué contenido es el más o menos valorado, y qué recorrido se prevé.
Bajo nuestro punto de vista, sobre si Periscope puede convertirse en una herramienta interesante o que pueda aportar algo más allá, creemos que para los medios como tal (a efectos periodísticos) quizá sea un buen aliado, pero para las marcas (empresas) y su comunicación B2B o B2C… de momento, lo dejaremos en una gran duda. Poder emitir y compartir vídeo es clave, sin embargo la emisión en tiempo real y su falta de trazabilidad impide convertirse en un verdadero competidor de Youtube, por mencionar al líder actual en contenido audiovisual.
Tiempo al tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *